Four Seasons (Chinatown, Londres). El pato laqueado legendario que citan todas las guías turísticas

NOSÍ (+5 rating, 1 votes)
Cargando…

Estos días los miles de millones de chinos de todo el mundo celebran el año nuevo. Para todos los que estéis por la capital del Reino Unido, puede ser una buena oportunidad para conocer el barrio chino, situado en el Soho, en el cogollo de la ciudad, detrás  de Le¡cester Square, Picadilly y el turisteo. Ésa es una zona tranquila, en principio, pero a determinadas horas puede ser un poco canalla, por lo que os recomiendo, en cualquier caso, precaución.

Chinatown es una parte integral de la historia de Londres: ha sido lugar de acogida de comunidades de inmigrantes, desde hugonotes a malteses, y ahora forma el vibrante barrio chino (en el sentido de que acoge a chinos, no lo que en España se conoce como barrio chino). La creciente comunidad china propietaria de restaurantes y negocios ha estado allí desde la década de 1950.

pared de chino con gafapasta brit al fondo

Pared de chino con gafapasta brit al fondo

Resulta de lo más complicado elegir un restaurante chino en la calle Gerrard o alrededores. Un arco lleno de dragones marca la entrada y a partir de ahí, en 500  metros, podremos elegir entre más de 30 restaurantes. Nosotros somos asiduos al barrio y procuramos, cada vez, elegir un nuevo restaurante.

Así que esta vez  nos dejamos aconsejar por residentes y nos sentamos en el Four Seasons. Nos dijeron que pidieramos dim sums y así lo hicimos. Los probamos flotantes en una sopa de mijo y tiernos en solitario. Dim Sum es un término cantonés que puede traducirse como “ordenar hasta satisfacer al corazón”, o “tocar el corazón”, o “corazón a lunares”, o “bocado”. Son unos bollitos al vapor rellenos de gran variedad de ingredientes. Suele pasar que la primera vez que se prueba una comida te deja marcado y en nuestro caso siempre recordaremos el dim sum que nos ofreció el catering del restaurante cantonés  Tse  Yang  del Hotel Villamagna de Madrid en la inauguración de la exposición ‘China 5.000 años’ en el Museo Guggenheim Bilbao. Era el 1998, un tiempo de abundancia y entonces los after de las fiestas oficiales eran puro lujo, desparrame y riqueza, no se reparaba en gastos. De aquellos polvos, estos lodos. En el caso del restaurante citado, el Four Seasons, sus dim sums no estaban nada mal, sino todo lo contrario.

Pero volvamos a Londres. De segundo probamos su famoso pato laqueado. Como suele pasar, los que nos hablaron del sitio, Mark, Stella y Brian (big hug!), nos insistieron que era el mejor del mundo. El mejor no lo sé con exactitud, pero era un pecado sin duda. Un pato en cortes gruesos con una capa de grasa que literalmente se derretía en la boca.

Terminamos con unos langostinos rebozados en una especie de gabardina frutal en la que destacaba el mango.

Mirar al pajarito y decir ¡pato laqueado!

Mirar al pajarito y decir ¡pato laqueado!

Y finalmente pedimos postre. La simpática oriental nos dijo “no dessert”. Y entramos en una especie de bucle idiomático hasta que al final nos logró hacer entender que eso de los postres era un concepto occidental y que ellos no estaban dispuestos a asumirlo. Así que acabamos castigados sin postre, pero con un satisfactorio estado zen debido a la comida y, sobre todo, a las bellas orientales que nos sirvieron la comanda. Un género y un origen por el que el que escribe esta pieza tiene una especial debilidad. Para terminar de irnos contentos, con final feliz, y ajenos a las siniestras previsiones de las agencias de rating, nuestra cookie fortune nos auguró un brillante futuro. Que así sea, lo mismo os deseo a todas y todos.

fortune cookie

fortune cookie

(a dicky le gustan  lo chino en general  y las chinas en particular)

ver ubicación

12 Gerrard Street, Londres W1D 5PR
020 7494 0870
La estación de metro más cercana: Leicester Square

dicky del hoyo 2014Dicky del Hoyo Periodista, multitarea, en red desde bastante antes de Internet. Le ha dado y le sigue dando a todos los palos del periodismo: cultura, política, nuevas tecnologías, prensa, radio, televisión e Internet. Trabaja para diversos Medios y también realiza labores de asesor para empresas y entidades. Aunque es del mismo centro de Bilbao es un poco Zelig por los afectos y se mimetiza perfectamente, allá por donde va, con el paisaje y el paisanaje. Cree que a este mundo hemos venido para disfrutar y en eso se empeña, sólo o en compañía. Estar en @lqcdm y la comunicación gastronómica es sólo una excusa para pasárselo bien y dárselas de connosieur.

@zuloko en twitter

dicky@delhoyo.com .

1 Comentario

  1. Gonzalo /

    Genial! Pasado mañana estaré en Londres cenando Pato laqueado y buscaba un buen sitio donde probarlo. ¡Gracias! Este artículo me ha resultado muy útil.

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *