Bienvenidos a Restaurante El Chalet (Getxo)

Una de las dos campanas plantadas frente a El Chalet (foto: Igor Cubillo)

Una de las dos campanas plantadas frente a El Chalet (foto: Igor Cubillo)

El Chalet es un clásico de L.A. (aka Las Arenas), barrio bien de Getxo. Sus instalaciones son atractivas, pero su comida no goza de reputación en concordancia. Aunque está por ver la solvencia de sus actuales gestores, que ofrecen menú diario y se prestan a toda celebración que se tercie y se pague. A la hora de aclarar dudas, no es de gran ayuda su paupérrima página web, donde omiten toda referencia a su cocina y se limitan a poner un texto cursi bien surtido de faltas de ortografía (escrito a la inglesa, así que se echan en falta signos de interrogación y tildes), y a disponer un espacio donde contactar vía e-mail con la gerencia para obtener, “a la mayor brevedad posible”, información sobre menús, servicios y aforo del restaurante. Lo único que se muestra es unas fotografías del Salón Smith, el Vista Alegre, El Casinillo, el Salón Achúcarro, la terraza, La Pérgola, el Saloncito, la recepción y la pista de padel.

De todos esos espacios, bien coquetos y elegantes, hay publicadas imágenes, pero a nosotros lo que más nos llama la atención de El Chalet es otra cosa: las dos campanas que hay ‘plantadas’ en su pequeño jardín frontal, junto a la acera. Dos campanas con la inscripción “1893. Santo Tomás”, firmadas por el fundidor “Echebaster Hijo”, de Vitoria, y que casi pasan desapercibidas para el paseante entre los setos, al compartir con ellos altura, tamaño, y prácticamente también color. Dos misteriosos ornatos que, silenciosos, nos dan la bienvenida cuando pasamos junto a ellos.

(Cuchillo)

* Lo Que Coma Don Manuel coloca en la sección Bienvenidos aquellos muñecos, carteles y dibujos que, con cierta gracia, nos dan la bienvenida a restaurantes, bares, bistrós, tabernas, chigres, sidrerías, tascas y demás locales hosteleros que tanto nos gusta visitar. Esperamos sus aportaciones, apreciados lectores *

Vista de la fachada de El Chalet (f: Igor Cubillo)

Vista de la fachada del restaurante El Chalet (foto: Igor Cubillo)

12 Comentarios

  1. Cuchillo /

    Tiene usted razón, Pedro.
    Una lástima lo sucedido y la reacción posterior.
    Muchas gracias por seguir consultándonos.
    Un saludo.

  2. zuloko /

    Bien Blacky, bien, materias aprovechadas, temario aprendido, buenas notas presumimos y deseamos

  3. Blackie /

    en ello estamos… el 26 de este querido mes termino, y espero que sea mi último junio! 😉 merci por los ánimos!

  4. zuloko /

    Nunca digas nunca jamás, los hay que veinte años después se ponen a estudiar otra carrera ¡la tercera! y lo peor es que a los muy degenerados hasta les gusta. Besos y ánimos 😉

  5. Pedro /

    TODO MUY BIEN PERO LO LEEN NIÑOS Y LAS FALTAS SON DE AUPA. PARA CONFUDIR. HAY QUE TENER MAS CUIDADO.

  6. Viendo que gracias a su post, puede que unos ladrones hayan robado esas campanas, quería informarle de que en casa tengo apuntes desde 1º a 3º de la escuela de empresariales, y de 3º a 4º de LADE. No sé cómo quitarmelos de encima, y según leo, oye, ¡¡que los ladrones leen su blog!! (el diccionario no me lo roben, suele ser útil)

    Vamos, de coña los comentarios: señores, si hay elementos susceptibles de ser robados en un espacio exterior, al aire libre, y sin seguridad, piensen en contratar un seguro, o llamen a Prosegur, seguro que están encantados de que les den trabajo. Por cierto, la LOPD nace (entre otras cosas) del tráfico y venta de datos personales, fiscales y laborales de personas que fueron/son vendidos entre empresas, y que deben ser protegidos. Que yo sepa, el tema campanas, aun no se recoge en ella.

    Como especialista en programas culturales que soy, me indigna y cabrea el robo de esas campanas, espero que las encuentren, y que el cabreo por dicho suceso se canalice donde debe ser, no en un blog gastronómico.

    Un beso!
    Metiéndose en el jardín,

    B.

  7. Aitor /

    Estimado “Cuchillo”:
    Quiero comenzar agradeciendo su solidaridad, aunque debo aclararle que no tengo ningún interés comercial en el negocio mencionado, habiéndo llegado la noticia a mis oídos por terceros.
    Cómo no, agradecerle igualmente que me presuponga inteligente, incluso hasta el punto de ser capaz de discernir la diferencia entre que un hecho u objeto sea observable en su localización geográfica y temporal y que del mismo se dé publicidad más allá del dicho ámbito. No hay más que observar cómo leyes tales como la LOPD tratan de proteger determinados derechos que pueden llegar a vulnerarse mediante el uso torticero o desviado de ciertos medios de difusión.
    Considero asimismo indiscutible, la existencia tanto de la Casualidad como la de la Causalidad. A cuál de estos fenómenos puede deberse lo acaecido, me considero incapaz de determinarlo.
    Les animo igualmente a continuar con su encomiable labor. Seguro que muchos se lo agradecerán. Yo entre ellos.
    Atentamente,
    Aitor.

  8. Aitor /

    No se si ha sido “gracias” a vuestro reportaje, pero el pasado domingo por la noche han robado las campanas. Ni 15 dias han hecho falta…
    ¿Gracias?

    • Estimado Aitor,
      comprendo su malestar, tras el robo, si está usted vinculado a la gerencia de El Chalet. Lamento lo sucedido, como no podría ser de otra manera. Y entiendo que al concluir su mensaje con un gracias entre signos de interrogación (palabra previamente entrecomillada) no pretende atribuirme la más mínima responsabilidad en tan lamentable suceso.
      Por eso, porque le presupongo inteligente, y porque las campanas llevaban tiempo junto a la acera, a la vista y al alcance de cualquier viandante (no he desvelado ningún secreto), me limito a agradecer su comentario.
      Y le animo a que nos siga leyendo.
      Un cordial saludo.

  9. me a gustado conocer este blog tan dibertido e inteligente y a sido por dos razones; la primera que me e reido un monton con el repaso que le dais algun que otro restaurante y la segunda que despues de ocho años como etxekoandre del Chalet, las cuatro canpanas del jardin, me interesan.
    …salgo al jardin y las canpanas no estan; las an robado.becinos y clientes ya me lo abian adbertido.
    es la segunda vez en una semana que siento la desagradable sensacion de que an entrado en mi casa sin yo saverlo.
    Un saludo a todos.

Trackbacks/Pingbacks

  1. Bienvenidos a Arratzain Sagardotegia (Usurbil) | LO QUE COMA DON MANUEL - [...] suceso, porque hace dos semanas dimos publicidad gratuita al referido restorán en nuestra sección Bienvenidos. De locos. En fin,…

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *