El txakoli de Bizkaia se viste de etiqueta

Mar 10, 22 El txakoli de Bizkaia se viste de etiqueta

Como Eduardo, soy hijo de los cafés. Todo lo que sé se lo debo a ellos. Sobre todo el arte de narrar. Lo aprendí escuchando, en las mesas de los bares, a aquellos maravillosos narradores orales cuyos nombres ignoro, que contaban mentiras prodigiosas y las contaban de tan bella manera que todo lo que contaban volvía a ocurrir cada vez que ellos lo narraban. Quizá Saramago atendía aferrado a una taza de café, pero yo seguramente lo hacía apenas cerrando los ojos achinados mientras zambullía mi curiosidad en una copa de txakoli de Bizkaia.

Porque sí, cada vez resulta más satisfactorio arrimar nariz y boca a los vinos elaborados en Bizkaia maitea, que hace tiempo dejaron de ser sinónimo de acidez desaforada y falta de refinamiento. Ahora existen algunas grandes referencias capaces de competir prácticamente con las de cualquier región (no es ninguna bilbainada esta aseveración) y, desde luego, constituyen un obsequio y un descubrimiento espléndidos para cualquier entendido o curioso aficionado a la materia. Tanto es así que se imponía la necesidad de señalar dicha calidad sobresaliente y otras peculiaridades con algún tipo de distintivo, y el consejo regulador de Bizkaiko Txakolina ha decidido hacerlo ampliando su sistema de etiquetado, huyendo así de la frustrante uniformidad. No hay dos txakolis iguales, así que una sola ‘pegatina’ se quedaba ya más que escasa.

Así pues, al margen de la contraetiqueta genérica ya encuentras otras que incluyen la palabra ‘Berezia’, subrayando en euskera el carácter ‘Especial’ de botellas como G22, el “lías finas” de Gorka Izagirre, y Aretxabaleta, “txakoli de autor” a cargo de Magalarte Zamudio. Concretamente, señala el recurso a crianza sobre lías y fermentación en barrica, consecuencia del potencial de envejecimiento de las uvas hondarrabi zuri y hondarrabi zuri zerratia, cuya acidez bien trabajada procura notables vinos de guarda.

Huevos de hormigón en la Bodega Itsasmendi (foto: Cuchillo)
Huevos de hormigón en Bodega Itsasmendi (foto: Cuchillo)

Otras pegatinas se reservan para vinos espumosos (Aparduna), de vendimia tardía (Uztagoiena) y singulares (Aparta). En esta última categoría encuentran cabida aquellos derivados de procesos de elaboración menos habituales, como fermentaciones con pieles, maceraciones carbónicas, fermentaciones espontáneas y procesos oxidativos o reductivos generados por crianzas en diferentes tipos de depósitos (huevos de hormigón, ánforas o tinajas…). También comprende elaboraciones sin presencia de sulfitos añadidos.

Más cambios en Txakoli de Bizkaia

Al margen del nuevo sistema de etiquetado, el renovado reglamento de la Denominación de Origen Txakoli de Bizkaia incluye otras novedades. Una de las más significativas concierne a las variedades de uva autorizadas, pues ya se pueden utilizar sin limitaciones las tintas pinot noir y berdexarie (cabernet franc). ¿Qué blancas están autorizadas con limitaciones? Chardonay, izkiriota (gros manseng), izkiriota ttipia (petit manseng), mune mahatsa (folle blanche), riesling y sauvignon blanc.

Racimos de hondarrabi beltza en Doniene (foto: Cuchillo)
Hondarrabi beltza en Doniene (foto: Cuchillo)

Otro anuncio se refiere a la desaparición de la limitación de altura en la plantación de viñedos, establecida hasta hace nada en 400 metros. Asimismo, se reduce el límite de producción de uva por hectárea, fijado ahora en 11.500 kilos para variedades blancas y en 9.500 para tintas.

La Denominación de Origen Bizkaiko Txakolina se creó en 1994, pero la presencia de la vid en su territorio es muy anterior, tanto que se fija en el S.XII el arranque de una viticultura de autoabastecimiento y consumo local. No obstante, el viñedo vizcaíno ha padecido tantas vicisitudes (industrialización, competencia, filoxera…) que estuvo a punto de desaparecer; si en 1891 constaban censadas nada menos que 2.974 hectáreas, en 1970 sólo quedaban 30 inscritas. Los datos de 2020 hablan ya de 426 hectáreas, 191 viticultores, 2.358.757 kilos de uva y 1.557.344 litros de txakoli.

web de la D.O. Bizkaiko Txakolina

Vista del viñedo de Virgen de Lorea (foto: Cuchillo)
Vista del viñedo de Virgen de Lorea (foto: Cuchillo)
Bodega Itsasmendi, bella y moderna (foto: Cuchillo)
Itsasmendi, bella y moderna (foto: Cuchillo)
Nuevo etiquetado del txakoli de Bizkaia (foto: Cuchillo)
Nuevo etiquetado del txakoli de Bizkaia (foto: Cuchillo)

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.