Pista: La Recova (Málaga). Gastronomía y artesanía

Jun 02, 16 Pista: La Recova (Málaga). Gastronomía y artesanía

Publicado por en Andalucía, Destacado, Málaga, Pistas

Ubicado en un callejón del Centro Histórico de Málaga, este taller y despacho de productos artesanos de lo más diverso completa su oferta con un acogedor espacio gastronómico donde probar especialidades locales. ¿Qué tal lomo de orza con pajarete?

leer más

Pista: Kokken (Bilbao), sorpresa informal

Jun 08, 15 Pista: Kokken (Bilbao), sorpresa informal

Publicado por en Bilbao, Bizkaia, Destacado, Euskadi, Pistas

Este restaurante se empeña en desmentir que para comer algo decente haya que llevar un mínimo de 40 euros en el bolsillo. Se reafirma como una buena opción para citas informales, sin grandes dispendios ni pretensiones gastronómicas.

leer más

Pista: las pochas con mejillones y wakame de Chanquete

Nov 25, 14 Pista: las pochas con mejillones y wakame de Chanquete

Publicado por en Destacado, Pistas, Productos

Conservas Chanquete merece un aplauso por permitir que pases por un gastrónomo de relumbrón con sólo abrir una de sus latas. Ésta ensambla las esencias de pochas, mejillones y esa suerte de verdura marina que es el alga wakame.

leer más

Las crestas de gallo del Xukela (Bilbao)

Jun 20, 14 Las crestas de gallo del Xukela (Bilbao)

Publicado por en Bilbao, Bizkaia, Destacado, Euskadi, Pistas

Xukela, una taberna ilustrada, en pleno Casco Viejo de Bilbao, donde los pinchos de cresta de gallo son un sabroso reto para la clientela. Se los recomendamos.

leer más

Pista: sobresaliente la pantxineta de Casa Otaegui (Donostia)

Feb 02, 14 Pista: sobresaliente la pantxineta de Casa Otaegui (Donostia)

Publicado por en Destacado, Donostia-San Sebastián, Gipuzkoa, Pistas

Una pieza repostera delicada, con las almendras picadas en estado óptimo y un interior espectacular, rebosante de una crema pastelera cuyo sabor se realza al calentar previamente la tarta en un horno. Así es la panxineta de Otaegui, una delicia.

leer más

Pista: tarta de Adarraga, una tarta con estrella

Ene 30, 14 Pista: tarta de Adarraga, una tarta con estrella

Publicado por en Destacado, Euskadi, Gipuzkoa, Pistas

(+48 rating, 12 votes) Cargando… Si los enviados de la Guía Michelin otorgaran sus codiciadas estrellas a productos concretos de repostería, la pastelería Antton Adarraga debería lucir tres en su fachada por la excepcionalidad de su tarta de hojaldre. Porque ella sola justifica la visita a la localidad guipuzcoana de Hernani, uno de los requisitos de la biblia francesa a la hora de conceder su máxima distinción.  La única pega que podría poner su estirado comité de sabios a la creación de esta saga vinculada a la confitería desde el siglo XIX, es su aspecto poco refinado, nada pijo, pues los descomunales milhojas se presentan desprovistos de ñoñerías. Pero plenos de aroma y sabor. De un espectacular gusto a mantequilla que armoniza a la perfección con la rica y abundante crema pastelera que se coloca entre las planchas de crujiente hojaldre. Contundente y tentadora, su dulzor sabroso y equilibrado, nada empalagoso, resulta abracadabrante. Y su precio (alrededor de 17€/kg.) se antoja más que justo, una ganga en comparación con los desmanes de los pasteleros urbanos. Señor alcalde, monumento ya para la simpar ‘tarta de Adarraga’. (le hubiera gustado inventar el hojaldre, a Igor Cubillo) ver ubicación Urbieta, 7; 20120 Hernani (Gipuzkoa) 943 55 09 10 Cuentan en Euskonews que el secreto de la tarta de Adarraga reside en una masa hecha simplemente con harina y agua a la que, posteriormente, se añade un gran bloque de mantequilla natural. La pasta resultante se macera doblándola repetidas veces con procedimientos manuales y mecánicos; el resultado, ya bien fino, se trocea y se espolvorea con azúcar, resultando las distintas planchas que se introducen al horno para obtener las hojas que formarán la tarta. Sólo queda rellenarlas con una mezcla de crema y mantequilla, mermelada o nata (a gusto del cliente)… y adornarlas. IGOR CUBILLO Periodista especializado en música, ocio y cultura. Economista. Equilibrista (aunque siempre quiso ser domador). En el medio de la vía, en el medio de la vida, si hay suerte, tal vez. Ha pasado...

leer más

Pista: tortilla de patata de Bar Néstor (Donostia)

(+30 rating, 6 votes) Cargando… Donostia es prácticamente un páramo en materia de tortillas de patata; lo he padecido, en carne y papilas propias, en tiempo de disociación, de irrenunciable búsqueda matinal de pintxo con café solo. Y aquí, donde se presume de comer como en ningún otro lugar (así lo hacen quienes sólo tienen en consideración el listado de la guía roja), abundan las requetecuajadas, las insípidas, las que tienen postgusto graso, e incluso los ladrillos (Bartolo, hazte una casa con ellas). Abundan las tortillas sin alma. Y entre todo ese repertorio de imperfecciones, refulge con sus muchas virtudes la tortilla de Néstor, un bar pequeño que basa su reducida oferta en la calidad del producto. Sea tomate, pimiento verde, gildas, ibéricos o una txuleta de vaca vieja de la que hablan maravillas, aunque haya que comerla en barra. Normal, pues el local únicamente cuenta con una mesa. ¡¡Una!! La mesa 19, la llaman. Nos habían hablado bien de ella, y la tortilla es estupenda, ciertamente. Poco cuajada en su interior, como mandan los cánones, y con un bonito dorado en su cobertura, cofre de huevo que envuelve y abriga ese jugoso corazón donde se funden patata, cebolla pochada y algo de pimiento verde. Una tortilla bien sabrosa que se raciona en rectángulos, ni grandes ni pequeños, y tiene, como único inconveniente, que sólo se preparan dos cada día. Una por la mañana y otra por la tarde. Una escasez que alimenta y aumenta el justificado mito. (así le gusta la tortilla, a Igor Cubillo) web de Néstor ver ubicación Pescadería, 11; 20003 Donostia-San Sebastián (Gipuzkoa) 943 42 48 73 El bar Néstor puede presumir de preparar la que, a buen seguro, es la mejor tortilla de patata de San Sebastián. Tiene merecida fama, y lista de espera, pero sus responsables no estrujan la gallina de los huevos de oro. La miman, tanto que sólo sirven dos cada jornada; la primera a la una del mediodía y la segunda a las ocho de la tarde. Yo, tras...

leer más

Pista: pastel vasco de Hawaii

Oct 29, 13 Pista: pastel vasco de Hawaii

Publicado por en Destacado, Euskadi, Gipuzkoa, Pistas, Productos

(+24 rating, 5 votes) Cargando… Es curiosa la impresión que se puede extraer tras prestar un poco de atención al paso por Iparralde. Resulta que los vascos del norte parecen vivir con varios lustros de retraso respecto a sus vecinos del sur, inmersos en una constante exaltación de lo eskaldún, de sus símbolos y sus tradiciones. Quieren ser los más vascos del mundo mundial y, para demostrarlo, llenan sus fachadas de lauburus, cuentan con frontones como reclamos turísticos, programan exhibiciones de deporte rural y hacen suyo el llamado pastel vasco. Lo hacen suyo, sí, pues no en vano el origen de esa suerte de bizcocho relleno se ubica en la región de Lapurdi, pero curiosamente lo hacen, por norma general, mal. O peor que en Euskadi sur. La mayoría se rellena con confitura de cereza, tiene un gusto a jarabe que homogeniza a todos, les deja desprovistos de singularidad, y cuenta con una masa tirando a mazacote, que podía ser de elaboración industrial. No obstante, basta pasar la frontera y arribar a Hondarribia para dar con todo lo contrario, con un pastel bien rico, en la pastelería Hawaii. Es consistente, pero no atiborra, está relleno de rica crema pastelera y la masa cuenta con un agradable punto terroso. Un pastel de grato aroma, textura atractiva y con sabores bien armonizados, con ninguno asaltando el paladar de modo desaforado. Si tienen amigos presumidos al otro lado de la muga, en el País Vasco francés, compren algún gâteau basque en Hawaii y dejen a esos fanfarrones con tres palmos de narices. No podremos competir con sus croissants, no, pero este pastel vasco es caballo ganador, oigan. (esto no es Hawai, que guai, canta Cuchillo) ver ubicación San Pedro, 62; 20280 Hondarribia (Gipuzkoa) 943 640 768 Ojo, aunque en el escaparate expongan escudos del Athletic Club confeccionados con gominolas, no es oro todo lo que reluce en Hawaii, pues nos han decepcionado sus carísimas palmeras de chocolate, con hojaldre reblandecido, cacao rico pero para nada extraordinario, y...

leer más

Pista: riquisisísimos los gaufres de Toccatutti (Ciboure)

Oct 10, 13 Pista: riquisisísimos los gaufres de Toccatutti (Ciboure)

Publicado por en Destacado, Francia, Pistas

(+15 rating, 3 votes) Cargando… Seguro que Iparralde, el País Vasco francés, esconde multitud de secretos culinarios, una gastronomía propia digna de admiración que cuenta con puntales como la axoa. Pero lo cierto es que la gente acude allí y, por no complicarse, o por no hacer excesivo gasto, se pone morada a moules frites (pequeños mejillones que sirven en grandes fuentes y cazuelas, acompañados de distintas salsas y patatas fritas), sándwiches, crepés y gaufres. Yo no soy menos; lo mismo disfruto con unas ostras (supuestamente) de Arcachon, que con un sándwich americain o uno de los referidos gofres. Eso sí, cuando me apetece dulce, mi instinto no ofrece alternativa, tras mucha prueba-error, se empeña en conducirme a Sokoa, un precioso barrio fortaleza de Ciboure (Ziburu), la localidad vascofrancesa donde nació el célebre compositor Maurice Ravel. Allí, a la entrada de su puerto, se alinean una serie de restaurantes donde el plato estrella parece ser la “merluza a la española” (40€, aprox., 2 pax.); las casas con contraventanas de colores señalan el recorrido hasta el lugar donde se erige imponente la torre que corona el fuerte del siglo XVII; un rompeolas invita al paseo (cuando la marea no bate con fiereza -un espectáculo habitual-); las barcas de colores amarradas transmiten paz; y la pequeña playa no está exenta de atractivo. ¿Y el dulce? En Toccatutti. En ese austero local, con pinta de simple heladería, junto a la rampa del puerto, despachan copas de helado, paninis, beignets, bebidas frías, calientes y, además, los mejores crepes y gaufres de la zona. No sé si el sujeto le echa más o mejores huevos, mejor harina, mantequilla… Pero están rebuenos. Destacan por su adecuado punto de cocción y por su grato sabor, que permite disfrutarlos simplemente “sucrées” (con fina capa de azúcar glas). Algo tan simple como excepcional, cuando la competencia se empeña en servirlos demasiado crudos (¿hay prisa?) y/o insípidos (¿tan complicada es la receta?). Por si fuera poco, condimentan un par de ellos con ron St....

leer más